China y japón están de moda

china japón y moda

Probablemente china sea un país encajado en un tópico, china, multitud y compras baratas en aliexpress. Pero probablemente china sea uno de los países que más de moda se está poniendo en europa gracias al esfuerzo que están realizando en adaptarse a europa.

Ya no son el país que solo piensa en ellos y china está enfocándose a dar el salto a europa, lo podemos ver en sus construcciones, arquitectura sus productos incluso en los móviles, como marcas como one plus o xiaomi están siento un referente en ventas en toda europa. ¿Cómo? Muy sencillo, están empezando a dar prioridad a la calidad por delante del precio.

La calidad, no es sinónimo de caro

sin defectosMuchos nos pensamos que le precio viene definido por la calidad del producto, en realidad el precio vienen marcado por una distinción social, por ejemplo, un iphone no costará más de 150€ de fabricación y no pagamos la calidad de los materiales, si no la distinción de llevar un iphone y saber que la  mayoría de la población no puede permitírselo. Lo mismo sucede con los coches, audi, jaguar…

China quiere ser un referente y eso pasa por introducirse en el mercado con productos fiables y duraderos que sean capaces de competir con los pioneros europeos en la materia. En este punto han decidido crear productos de alta gama con un margen razonable de precio, así pues podemos ver como por ejemplo KIA está siendo una de las marcas referentes en compras este año con sus rejuvenecidos modelos, donde la calidad del interior ha dado un salto enorme. Sucede lo mismo con los teléfonos Honor o Xiaomi MI MIX.

No es de extrañar pues que el made in china deje de ser sinónimo de barato y empiece a ser sinónimo de inovacion, tecnología y calidad. El país crece a un ritmo de 20.000 patentes mensuales

Innovación y calidad, a costa de todo

 

sin defectosSin duda los precios son muy competitivos, si no los mejores del mercado pero no tenemos que olvidarnos a costa de que china puede llegar a estos extremos de cantidad y calidad. Un país que crece a un ritmo tan alarmante debería tener mucho más control sobre las jornadas laborales, en su mayoría eternas, sus salarios o calidad de vida puesto que el sacrificio que está realizando china para poder llegar a ser la dominadora de europa en cuanto a exportaciones parece estar pasando factura a sus habitantes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *